Introducción:

Cuenta una historia, que tres amigos fueron un día de pesca. Uno de ellos, obtuvo una buena pieza, pero decidió arrojarla al río nuevamente. Luego, pudo pescar un pez aún más grande, pero nuevamente lo devolvió a las aguas. Sus amigos, se miraban extrañados. Finalmente pescó el tercer pez, que era inmenso y también lo devolvió al río.

Sus compañeros, explotaron de impaciencia y le preguntaron: -¿Por qué estás haciendo esto? ¿No eran suficientemente grandes estos peces para vos?

A lo cual, el hombre respondió: –Eran peces maravillosos.. el problema es que mi sartén es muy pequeña -.

Este, sin dudas es un símbolo de la falta de fe, que nos impide recibir las grandes bendiciones que Dios nos ha preparado.

1) La Biblia dice que sin fe es imposible agradar a Dios: Hebreos 11:6

Ver Mateo 13:53-58 (la incredulidad de Nazaret)

*Pregunta: ¿Por qué creés que siendo el mismo Mesías en persona, la incredulidad fue un obstáculo? *

2) La Palabra menciona reiteradamente acerca de la importancia de tener fe para experimentar las bendiciones de Dios:

   Marcos 11:2224 (Fe al orar y pedir al Señor).

   Marcos 4:35-40 (Fe en Jesús que calma las tormentas)

Marcos 5:25-34 (Fe en Jesús que sana nuestras enfermedades)

   Lucas 22:31-32 (Fe en medio de las pruebas, del zarandeo)

   Hebreos 6:1112 (Fe en las promesas de Dios)

   Romanos 10:810 (Fe para salvación)

*Elige uno de estos pasajes y cuenta una experiencia donde hayas experimentado esa fe*

3) ¿Qué es la fe?

  1. a) Hebreos 11:1 nos enseña que: “Es, pues, la fe la certeza de lo que se espera, la convicción de lo que no se ve”.

Cuando uno está seguro que va a recibir algo de parte de Dios, y lo espera con fe (con certeza), esto se denomina esperanza. A menudo en la Biblia se hace referencia a la esperanza de la vida eterna. Sabemos que Dios nos pasó de muerte a vida, y esperamos tranquilos ese día donde estaremos por siempre en el cielo con nuestro Señor.

La definición de Hebreos, dice también que la fe nos permite estar convencidos, seguros, de lo que no vemos. Así por la fe estamos seguros que Dios existe, por la fe sabemos que Dios YA está actuando y “vemos” con los ojos espirituales las bendiciones que YA son nuestras. 2 Corintios 4:18; 2 Corintios 5:7; Romanos 1:17

  1. b) La fe no es ciega, sino que se fundamenta en la revelación espiritual que produce el Espíritu Santo al oír la Palabra de Dios. Veamos Romanos 10:17.
  1. c) La fe es espiritual y sobrenatural, es un fruto del Espíritu Santo (Gálatas 5:22). Cuanto más nos acercamos a Dios y más lo conocemos, más creemos en él.

Existe la fe natural que todos los hombres tenemos para actuar y movernos en la vida. Pero la fe de Dios nos abre los ojos a la vida espiritual, al conocimiento de Dios y su voluntad para con nosotros en esta vida. No es una mera convicción mental. Se basa en la revelación de Dios a mi vida.

  1. d) La fe es un don de Dios Un regalo de Dios (Efesios 2:8). No es algo que podamos conseguir por nuestros méritos, sino algo que podemos apreciar y multiplicar a medida que la utilizamos en nuestra

*Actividad: Separa los integrantes en grupos. Cada grupo debe definir la fe utilizando sus propias palabras y recitar de memoria algún versículo acorde al tema*

Conclusión

Por tanto, para poder agradar a Dios, es necesario que podamos aplicar la fe a nuestra vida cotidiana. Es vital que aprendamos a estar confiados aún en medio de pruebas y dificultades. La fe es la que nos lleva hacia las múltiples e ilimitadas bendiciones de Dios. Sin embargo, es imprescindible que recordemos que la fe no es ciega, sino que se fundamenta en la revelación que Dios quiere hacer directamente a tu corazón. Sin duda, Dios nos ha regalado lo más precioso que podemos tener, la llave para poder acercarnos a Él y su Reino. Hoy es tiempo de prepararte con fe para recibir lo que Dios tiene para vos. Ensancha tu visión !